El Foro Europeo de la Discapacidad (EDF, por sus siglas en inglés) aseguró este lunes que la nueva Estrategia de Género de la Unión Europea “es un buen punto de partida” para las mujeres y niñas con discapacidad, aunque puntualizó que “debe ir aún más lejos”.

Esta es la valoración realizada por el EDF tras la publicación de esta estrategia, a la que se suma la Fundación Cermi Mujeres (FCM), coincidiendo, además, con la celebración este domingo del Día Internacional de la Mujer.

“Por primera vez, las mujeres con discapacidad, a través de sus organizaciones representativas, han participado activamente en el proceso de elaboración de la estrategia y, consecuentemente, se han incorporado compromisos importantes para asegurar los derechos de las mujeres y niñas con discapacidad”, afirma el EDF.

Entre estos aspectos positivos, la plataforma representativa de la discapacidad en Europa saluda que la estrategia reconozca que las mujeres y niñas con discapacidad están más expuestas a la violencia y que cuando quieren denunciar, encuentran barreras de acceso a la justicia.

Asimismo, valora que se incluya el compromiso de que la UE ratifique el Convenio de Estambul, el de recoger datos específicos de mujeres con discapacidad en los diferentes estudios que se lleven a cabo, y que el texto haga alusión a la necesidad de adoptar medidas para erradicar los abortos coercitivos y las esterilizaciones forzosas, entre otras “prácticas nocivas”.

Eso sí, el EDF y la FCM lamentan que la nueva Estrategia de Género de la UE no garantice el acceso en igualdad de condiciones a la justicia, sobre todo de aquellas cuya capacidad jurídica ha sido modificada. También critican que no se apueste en mayor medida por proporcionar formación suficiente a los diferentes operadores jurídicos para que se atienda de manera adecuada las necesidades específicas de las mujeres con discapacidad.

Del mismo modo, ambas organizaciones rechazan que la estrategia no haga referencia expresa a la especial discriminación que las mujeres con discapacidad sufren en el mercado laboral, soportando, además, una “enorme brecha salarial y de pensiones”. Asimismo, destacan que tampoco se ocupa de las mujeres y niñas con discapacidad que residen en centros institucionalizados.

Por último, el EDF muestra su agradecimiento al Lobby Europeo de Mujeres por promover una estrategia de igualdad de género “potente” que incluye a las mujeres y niñas con discapacidad. “Ahora tenemos que ser más ambiciosas, ya que hacen falta medidas específicas para hacer frente a la violencia y a las brechas existentes en el empleo y los ingresos”, apostilla el EDF.

(SERVIMEDIA)
09 MAR 2020